Desafíos al definir una estrategia de M&E
marzo 1, 2011
Por Amor ou Lucro
marzo 21, 2011

Por amor o por dinero

Al iniciar una nueva iniciativa, los emprendedores sociales se enfrentan con el desafío de tener que optar por una estructura organizacional que mejor se adapte a sus necesidades. Jim Fruchterman, en “For Love or Lucre” del Stanford Social Innovation Review - Primavera 2011, defiende que es necesario considerar la estructura legal de la organización como una herramienta para alcanzar los objetivos. Es por eso que desarrolla una Guía para quiénes deben enfrentarse con esto.

Al iniciar una nueva iniciativa, los emprendedores sociales se enfrentan con el desafío de tener que optar por una estructura organizacional que mejor se adapte a sus necesidades. Jim Fruchterman, en “For Love or Lucre” del Stanford Social Innovation Review – Primavera 2011, defiende que es necesario considerar la estructura legal de la organización como una herramienta para alcanzar los objetivos. Es por eso que desarrolla una Guía para quiénes deben enfrentarse con esto.

En primer lugar, sostiene que será necesario analizar cuatro cuestiones que iluminarán en la decisión final:

  • MOTIVACIÓN: ¿Qué tan fundamental es la misión social? ¿Cuáles son sus objetivos financieros personales para esta iniciativa? ¿Cómo define usted el éxito?
  • MERCADO: ¿Quiénes son sus clientes? ¿Quién o qué es la competencia? ¿Qué es lo que hace que su propuesta sea diferente y valiosa? ¿Cuál es el tamaño del mercado y la rentabilidad que podría estar sirviendo ese mercado?
  • CAPITAL: ¿Cuánto dinero se necesita para poner la iniciativa en marcha? ¿Cuánto dinero se necesita para mantener la iniciativa en crecimiento? ¿Contará con activos que puedan resultar como una reserva? ¿La estructura impositiva afectará de manera significativa a su iniciativa?
  • CONTROL: ¿Qué tan importante es la confidencialidad para usted y su empresa? ¿Se puede ejecutar y financiar la iniciativa en sí misma? ¿Tendrá que compartir el control con los inversionistas? ¿Se necesita o desea compartir el control con el interés público?

Una vez respondidas estas cuestiones, será necesario profundizar en las diferentes opciones legales a fin de seleccionar la más acorde a los objetivos.

El autor concluye que los tiempos están cambiando, y que los viejos modelos más puros, en donde las empresas eran opuestas a las organizaciones sin fines de lucro, están comenzando a ser remplazados por estructuras más fusionadas.

 

 

Deja un comentario